La historia de amor de Dani y Jamie es tan intensa que estoy segura que jamás podrás borrarla de tu mente. Así que prepárate para conocer a la pareja lésbica de La Maldición de Bly Manor. Te prometo que no te vas a arrepentir.

¿De qué trata La Maldición de Bly Manor?

La Maldición de Bly Manor es una serie basada en «Otra vuelta de Tuerca» y es la continuación de la famosa serie de Netflix «La Maldición de Hill House» (que por cierto también tenía tema lesbicanario).

La historia gira alrededor de una joven profesora llamada Dani a la que contratan para cuidar a dos pequeños huérfanos llamados Miles y Flora en una mansión inglesa. Cuando hablamos de maldición, mansión gótica y niños huérfanos, sabemos que podemos esperar muchos fantasmas, suspenso y sustos. Lo que yo sinceramente no me esperaba es una historia de amor. Pero esta serie lo tiene todo.

Si quieres ir más allá puedes leer nuestra reseña de La Maldición de Bly Manor.

¿Quién es Dani Clayton?

Dani Clayton en La Maldición de Bly Manor

Enamórense desde ya de Dani Clayton

Dany Clayton (Victoria Pedretti) es la protagonista principal de nuestra historia. Una profesora que decide abandonar su vida e irse como institutriz de dos niños que se han quedado huérfanos. Dani quiere empezar una nueva aventura, pero también está huyendo de algo que no tenemos muy claro. Lo que si entendemos desde el principio es que es más buena que el pan y que tiene buenas intenciones.

Otra cosa es que consiga mantener ese buen rollito en medio de una casa encantada y con unos niños que no será fácil cuidar, se los digo yo.

¿Quien es Jamie?

Jamie en La manción de Bly Manor

Les presento a «La Jardinera» también conocida en el mundo del hampa como Jamie

Jamie (Amelia Eve) es la jardinera de Bly Manor y lleva muchos años trabajando para la familia, así que tiene muy buena relación con todo el personal y con los pequeños. Jamie está empapada de la historia de la mansión y como a todos los demás le ha tocado presenciar muchos momentos tristes, así que no es una chica a la que le guste hacer migas con todo el mundo.

Digamos que a Jamie le gusta guardar su corazón y sus sentimientos porque tiene claro que se los pueden hacer añicos a la primera de cambios y no le apetece arriesgarse. Claro que a la vida le gusta darnos bofetadas cuando menos nos lo esperamos y eso es lo que le pasa a ella cuando conoce a Dani.

La historia de amor entre Jamie y Dani sin spoilers

Si te gustan los romances góticos, seguramente disfrutarás del romance entre Dani y Jamie. Sin entrar mucho en detalles, su historia se cuece a fuego lento (para el ritmo de la serie, rápido si pensamos que es solo una temporada) y una de las dos chicas es la protagonista de la serie, así que ya te imaginarás que esta no es una relación de esas que ves en un abrir y cerrar de ojos. Lo mejor que puedo hacer sin hacerte spoilers es decirte que es una relación muy, muy bonita y que te va a gustar. Si yo fuera tu saldría corriendo a verla y ya vendría a repasar la historia una vez que hubiera terminado la serie.

La historia completa de Dani y Jamie

Carla Gugino en Bly Manor

La historia de Dani y Jamie comienza en el primer episodio de la serie, cuando en medio de una boda, una de las invitadas empieza a contar una historia de fantasmas.

Su relato comienza cuando una chica llamada Dani llega a Bly Manor y se topa por primera vez con Jamie en la cocina. Desde ese primer momento, sabemos que Jamie será muy importante en su vida, porque esta es la descripción que la narradora nos da del momento:

La jardinera ni si quiera se presentó a la nueva Au Pair. Apenas la miró. Simplemente la trató como si siempre hubiera estado allí. Los demás asumieron que ya se conocían. Lo que, siendo sincera, fue lo que sintió la Au Pair cuando vio a la joven mujer.

Y aunque de primera mano, Jamie no parece prestarle mucha atención a su nueva compañera, las cosas cambian cuando Dani castiga a los niños por haberla encerrado en el closet y ensuciar el rellano de lodo. Su castigo es ponerlos a limpiarlo todo y ayudar a Jamie en el jardín para resarcirse y a la jardinera le parece que es algo que los niños necesitaban.

Hannah: No me gusta que los castiguen. No son los únicos que manchan de barro. Tú deberías saberlo. Cada vez que te veo llegar agarro directamente la mopa.
Jamie: Primero que todo, siempre me limpio los pies. Y en segundo lugar, ¿Qué hay de lo de encerrarla en el closet?
Hannah: De eso no se les puede culpar. Es normal con todas las pérdidas que han sufrido últimamente.
Jamie: No puedes pasárselos todo Hannah. Tú limpias todo lo que tiran, Owen les da de comer, Rebecca… Rebecca los consentía. Pero esta… esta los pone a trabajar duro.
Hannah: ¡Venga ya!
Jamie: ¡Funciona! Al menos funcionó conmigo. Y mírame ahora, totalmente reformada.

Jamie platicando con Owen y Hannah

Jamie buscándose la vida para decir que Dani es preciosa

Luego aprovecha que llega Owen para dejar caer que piensa que Dani es guapísima. Y no seremos nosotras las que no la entendamos. ¿Verdad?

Jamie: En una escala de 1 a Americana ¿Cómo clasifican a Dani?
Owen y Hannah: Americana.
Jamie: Pero quizá demasiado hermosa. ¿No crees que es guapa Owen?… (riéndose) ¡Míralo! Se le comieron la lengua los ratones.

Lo siguiente que vemos es Flora mirando las cosas que tiene Dani en la maleta y se encuentra unas gafas. La forma es la del fantasma que Dani ve siempre reflejado en todos lados, es obviamente parte de algo que la atormenta y se pone tan nerviosa que después de pedirle a Flora que se las devuelva, tiene que salir corriendo de la casa para controlarse.

Jamie se encuentra a Dani llorando

Jamie se encuentra a Dani llorando

Precisamente ahí es donde la encuentra Jamie, que la ve llorando intentando controlar la avalancha de sentimientos que le ha provocado ver las gafas del demonios. Pero en lugar de irse, Jamie se acerca para consolarla.

Jamie: Los niños son agotadores. Bueno, la gente en general. Todo el mundo. Por eso prefiero las plantas. Son más fáciles de tratar. Y si una me mira raro siempre puedo… ya sabes… Así que si quieres consejo sobre los niños puedes empezar por ahí.

Jamie hace que sonría a medio llanto con sus cosas y eso le da el valor de seguir animándola con sus palabras, que claramente la están afectando postivamente.

Yo lloro aquí, tres o cuatro veces al día. Cinco si soy sincera. ¿Cómo crees que mantengo regadas estas putas plantas? Con mi pozo infinito de lágrimas inconsolables. Por eso me contrataron. Mira, lo estás haciendo genial. Lo estás haciendo genial.

Una vez que consigue dejarla tranquilita y sonriendo se va a seguir trabajando porque hay que cumplir con los deberes. Eso sí, no sin antes decirle: ¡Anímate Poppins! Así es como Dani se gana su apodo.

Danie y Jamie hablando sobre flores

¡No me hables de la muerte de Lexa que me pongo mala!

Más adelante, vemos que Miles le regala a Dani un ramo de flores para pedirle disculpas por todas las cosas malas que han hecho. Pero está muy raro porque habla como adulto y hasta parece que coquetea con ella. ¡Que demonios! Pero las cosas se ponen peor cuando descubren que, las flores las ha cogido del jardín de rosas de Jamie. Y le ha dejado todo hecho un desastre.

Jamie se pone fúrica y quiere matarlo ahí mismo, así que Dani de inmediato intenta interceder y recordarle que solo son flores. Pero eso no hace sino agitar más a Jamie.

Dani: Un niño cortó unas flores, ¿Cuál es el problema?
Jamie: ¡NO ESTABAN LISTAS PARA CORTARSE! (respirando un poco para tranquilizarse) Mira es que… tengo una manera de hacer las cosas y no me gusta que le gente me toque el jardín.
Dani: No, tienes razón, tienes razón. Hablaré con él.

Esta conversación me gustó mucho y me parece muy importante porque siente en gran medida como va a ser la relación entre Dani y Jamie. Desde un principio vemos que para Dani es una travesura más de Miles, nada demasiado importante. Pero para Jamie sus flores son su vida y le afecta de una manera personal. Además, Miles lo ha hecho también para molestarla. Así que está profundamente molesta.

En un primer momento, Dani intenta quitarle sentido, hasta que se da cuenta de por qué el asunto es realmente importante para Jamie. Más allá del valor de las flores o del jardín. Es algo que es su vida y se lo han tocado. Entonces cambia de actitud y le refuerza que tiene razón en estar enfadada y que hablará con Miles para que no vuelva a suceder. Es decir, no discutieron por quién tenía la razón o porque era una travesura o no. Dani reconoció que la acción de Miles había herido a Jamie y decidió que tenía que hablar con él para pararlo en seco. Más allá de si era una travesura o no, es obvio que no puede volver a pasar.

Así que me pareció muy mono ver este tipo de discusión donde lo importante es ponerse en el lugar de la otra persona. Algo que también hizo Jamie cuando se dio cuenta de que le estaba gritando a Dani en su frustración y se tomó un segundo para respirar y poder explicarle mejor lo que sentía.

Además, la escena termina de manera muy mona, porque Jamie hace una broma para aligerar el ambiente.

Jamie: ¿Podemos regresar al momento en el que tú actuabas como loca y yo te tranquilizaba?

Y es genial porque hace reír a Dani, pero además reconoce que se ha pasado con el nefasteo y se olvida un poco de la travesura porque Dani no la confrontó, sino le hizo sentir que lo que ella sentía importaba. Y al sentirse valorada, el tema de las flores pasa un poco a segundo nivel.

Las cosas terminan bien, al menos por el momento. Porque esa noche, Dani ve a Peter Quint merodeando por la casa y casi le da un ataque cardiaco. Peter trabajaba en la casa y se robó dinero, pero además ese el novio porque el que se suicidó la anterior niñera. Vamos que es más malo que Trump. Así que miedito.

Llaman a la policía y revisan la propiedad pero no encuentran nada. Así que la gente en la casa está muy nerviosa con todo este asunto. Por eso Dani decide dar una ronda a la casa ella misma. ¡Miedo me da! Esta se ve que no ha visto muchas películas de miedo que digamos.

Dani y Jamie caminando en el jardín

Casi sufrimos un ataque cardíaco ella y yo cuando se topa de frente con Jamie que también andaba buscando porque según sus propias palabras, ya ha matado a muchas ratas con su escopeta y Peter es otra, así que tiene experiencia. Como las dos van a seguir con su búsqueda deciden seguir juntas y menos mal porque lo dicho ¡miedito!

Al final no encuentran nada, pero esa noche, Owen y Jamie deciden quedarse a dormir en la mansión para no dejar sola a Jamie, Hannah y los niños. Así que por la noche, se quedan los cuatro platicando sobre el tipejo que era Peter y lo bien que les caía a todos Rebecca.

Dani y Jamie hablando en la chimenea

Jamie y Dani se quedan platicando juntas mirando una foto que Peter y Rebecca se tomaron juntos. La niñera piensa que parecen Bonny y Clyde, pero a Jamie se le sale el odio a Peter por los poros. Dani por su parte está intrigada, porque no entiende que Peter se haya robado el dinero, huido y ahora se arriesgue a ser encarcelado por una mujer a la que ni siquiera se llevó con él.

Jamie: Un amor equivocado puede trastornarte. Te persigue. Te hace cometer muchas estupideces. Créeme, su amor no era del bueno. Todos nos hemos visto envueltos en un amor equivocado por distintas razones. Pero vi como él la encandiló. Como le comió la cabeza. Sé por qué mucha gente confunde el amor con la posesión… Pero eso también significa que no solo la atrapó, se encerró a sí mismo. Espero que ella esté atormentando a ese cabrón para siempre.
Dani: Es algo que le pasa a la gente ¿verdad? Lo de confundir el amor con la posesión.
Jamie: Sí, lo hacen.
Dani: No entiendo como es posible. Son cosas opuestas el amor y la posesión.
Jamie: Sí.

Una vez más, la conversación nos muestra como las dos tienen los mismos valores sobre lo que están buscando en una relación. Porque las miradas que intercambian mientras hablan son de: «Sí, entiendo lo que me dices y pienso igual». Además se nota mucho que el tema toca de manera especial a Jamie. Y por segunda vez en la serie, se encuentra con alguien que encuentra que lo que siente es válido e interesante.

Además, en contraposición, nos muestran un recuerdo en el que vemos a Peter armarle un pancho super grande a Rebecca porque piensa que estaba coqueteando con Owen. Es decir nos muestran mediante actos a dos personas con una relación sana en contra de otras dos con una relación muy tóxica.

Dani y Jamie tomadas de la mano

Dani y Jamie tomadas de la mano

Más tarde, la familia recibe la noticia de que la madre de Owen ha muerto. Así que Owen y Hannah se marchan y Dani acompaña a Jamie hasta su coche porque también se va a su casa. Pero de camino aprovecha para decirle que aprecia muchísimo que se haya quedado a acompañarla la noche anterior.

De repente la química explota y se miran a los ojos. Parece que se van a besar y Dani se anima a tomarla de la mano. Pero al final les falta dar ese último paso y las cosas se quedan en miraditas, sonrisas a medias y una despedida.

El siguiente episodio empezamos a conocer la historia de Dani y aprendemos que los lentes que la atormentan pertenecen a su mejor amigo desde la infancia. Los dos crecieron juntos y han seguido hilo por pabilo todos los pasos que se supone que deben seguir. Empezaron como amigos, en la adolescencia fueron al baile juntos y cuando se hicieron un poco mayores se comprometieron para casarse. Dani quiere muchísimo a Edmund (su amigo/novio/prometido) y se lleva genial con su madre. Todo parece una historia de ensueño.

Jamie y Dani

Al día siguiente, Jamie se pasa por la casa para recoger a Dani e ir juntas al funeral de la madre de Owen. Las dos se quedan un poco embobadas mirándose mutuamente porque la guapura se les sale por lo poros. Pero también porque Dani no tenía un vestido normal así que se pone uno de fiesta.

Jamie: Es un vestido precioso.
Dani: Es el único negro que tengo. Lo odio.
Jamie: Parece que quieres escandalizar al pueblo. No puedo decir que esté en contra.

Es una bromista la Jamie. Pero Dani no está de muy buen humor que digamos, no le hace mucha ilusión ir al funeral porque según le explica a Jamie acaba de pasar uno en su pasado y lo tiene muy reciente. Así que Jamie la anima a quedarse, le dice que Owen le ha dicho que no tenía que ir y que debería tomárselo como descanso. Dani entonces le pide que le ayude a quitarse el vestido y a la pobre de Jamie casi le da un infarto. Pero apoquina y la ayuda, además le dice que como no descanse se las verá con ella.

Por la noche, tanto ella como Owen vuelven a la mansión y ahí volvemos a ver un recuerdo de Dani. Es ella mirándose en un espejo mientras una chica le mide el vestido de novia. ¿El problema? Que cada toquecito que le da la chica le está haciendo sentir ochenta millones de cosas más que su novio de toda la vida. Y la idea de la boda empieza a asfixiarla muchísimo, pero al mismo tiempo no quiere herir a las personas que quiere y eso la hace sentirse cada vez más ahogada.

Las cosas siguen así hasta que Dani no puede más y le confiesa a su prometido que no quiere seguir con la boda porque se ha dado cuenta de que no está enamorada de él.

Prometido: No tiene sentido.
Jamie: Debí decir algo antes.
Prometido: Claro que sí.
Jamie: No quería herirte. Ni a tu madre, ni a tu familia. Y de repente estábamos haciéndolo. Yo creía que estaba siendo egoísta. Que debería seguir aguantando y eventualmente terminaría sintiéndome como se supone que debería. Y te quiero… muchísimo, a pesar de todo pero no así.
Prometido: ¡Que te den Danielle!

Él no se lo puede creer, está muy enojado y se siente traicionado, así que se baja del coche enfadado y en ese momento pasa un autobús y ¡pum! Papilla de prometido.

Ese fantasma de lentes que ve siempre Dani es su ex prometido muerto. ¿Lo peor para ella? La culpa, porque todo el mundo le da el pésame y le dicen lo mucho que tiene que estar sufriendo y ella siente que es su culpa que él esté muerto.

Jamie consolando a Dani

Con todas esas cosas girando en su cabeza. Jamie y Dani se quedan a solas en el invernadero y se ponen a platicar.

¨La au pair estaba cansada, llevaba cansada mucho tiempo. Y sin darse cuenta siguió el mismo consejo que le había dado a Miles. Eligió a alguien a quien tener cerca con quien sentirse cansada. Alguien que quizás la ayudara a ahuyentar las sombras.

Obviamente esa persona es Jamie y para honrar ese momento, Dani decide ser sincera y contarle que está viendo cosas, en concreto a Peter y al fantasma de su ex novio. Así que ya no sabe qué pensar. Eso sí, se asegura de decirle que habían roto porque ve que Jamie se queda como raruza con el tema novio, para que se de cuenta de que la persigue su fantasma no porque lo siga amando sino porque se siente culpable.

Dani: Nunca se lo había contado a nadie. Íbamos a romper, habíamos roto, yo rompí con él justo antes de que pasara.
Jamie: ¡Dios Dani! ¿El mismo día?
Dani: Sí.
Jamie: ¿Está aquí ahora?
Dani: No.
Jamie: Bien, porque se lo puedo dejar clarito si hace falta. ¡Hey novio muerto! ¡Date por vencido ya tío! ¡Ya vale! ¡Se acabó! En serio Poppins, ¿Cómo sigues adelante?
Dani: ¿Crees que estoy loca?
Jamie: Creo que estás sorprendentemente cuerda después de todo lo que te ha pasado.

Dani y Jamie besándose por primera vez

Dani y Jamie besándose por primera vez

Jamie intenta consolar a Dani y a la rubia le explota el corazón de amor, porque ve que Jamie la entiende y no se burla de ella, ni descarta sus sentimientos y sensaciones y sin pensarlo medio segundo la besa. Como Jamie es muy buena persona y no quiere aprovecharse de su momento de debilidad, en cuanto Dani hace una pausa le pregunta si está segura pero Dani sigue besándola así que la respuesta es un sí rotundo.

El momento empieza a subir de tono porque las dos profundizan el beso y las manos empiezan a juguetear y todo parece increíble hasta que Dani abre los ojos y ahí está él, con sus lentes observándola, así que la asusta y se separa de Jamie.

A la morena no le sienta muy bien, pero porque piensa que Dani no está en realidad preparada para una relación y tendría que haberse dado cuenta. Dani intenta disculparse, pero Jamie se culpa a sí misma.

Dani: No sé que decir.
Jamie: Olvídalo. Es culpa mía, lo siento. Me lo estabas diciendo. Me lo dijiste literalmente, que no estabas en un buen momento. Mejor… vamos a regresar… a lo mejor alguna otra noche.

Jamie se marcha con Owen, no sin antes asegurarle a Dani que todo está bien, pero la rubia se queda desolada porque sabe que sus problemas del pasado le están arruinando su presente. Así que esa noche decide enfrentarse a sus demonios, tirar las gafas a la fogata y por primera vez, mirar de frente al fantasma de su ex sin miedo.

Al otro día por la mañana, Dani madruga y prepara café para aparecer misteriosamente por el jardín para regalárselo a Jamie. ¡Pero pasaba por ahí nada más! No se crean que fue planificado ni nada.

Dani y Jamie hablando en el jardín

Jamie: ¿Te has despertado solo para esto?
Dani: No.
Jamie:¿Estabas esperando que volviera?
Dani: Sabía que volvías hoy pero… no, no hay una razón en particular.
Jamie:¿Se despertaron ya los niños?
Dani: No, no siguen dormidos.
Jamie:Así que has madrugado esta mañana. Y has ido sin hacer ruido a la cocina solo para hacer este horrible café, solo para saludarme a las seis de la mañana por ninguna razón en particular. ¡Poppins se te da bien coquetear!

Dani con todo su gay panic confiesa que sí, que lo ha planificado todo porque quería hablar con ella porque no le gustó como dejaron las cosas. Así que quería darle café para cambiar los recuerdos a algo más positivo porque quiere volver a empezar. Jamie sigue dudando porque no tiene claro que Dani esté lista para empezar nada.

Jamie: ¿Estas segura? Porque cada vez que pienso que estás segura tienes esta irritante costumbre de ir atrás de un salto como si hubieras visto el peor fantasma de tu vida. Y quizás es lo mejor ¿sabes? Me gustas, pero también me gusta mi vida tal cual es. Tranquila y aburrida.
Dani: Sí, bueno, no me gustaría alterar eso. (Imitando el acento de Jamie) Tenemos que mantener las cosas aburridas ¿verdad?

Dani consigue hacer reír a Jamie y aprovecha el momento para lanzarle a invitarla a ir a un aburrido bar con ella a tomarse unas aburridas copas y ver lo que surge. Jamie se ríe porque ella vive encima del bar y ya se lo había contado, así que Dani está siendo más picarona de lo que parece así que ¡en eso quedan!

El día se presenta ajetreado a partir de ese momento, porque Flora parece caminar dormida o estar poseída o algo raro, así que Dani se la pasa preocupadísima. Así que en la noche está en la cocina platicando con Owen y Hannah cuando Jamie se aparece.

Dani: Pensé que ya te habías ido.
Jamie: Iba de camino y pensé: «Qué día más raro hemos tenido», igual a Poppins se le apetece un poco de aburrimiento».

Dani y Jamie platicando en el jardín

Esto podría dar miedito pero con Dani y Jamie es super romántico

¡Awww es que es super mona! Sobre todo porque se organiza con Hannah y Owen para que cuiden a los niños y las dos puedan salir si a Dani le apetece. Obviamente la rubia dice que sí, así que Jamie la lleva a una cita poco convencional a una parte escondida de su jardín. Ahí le enseña una Flor de Luna y le explica que esa planta solo florece dos veces al año, solo de noche y cada flor dura solo esa noche.

Dani: Cuanto trabajo por una planta que florece solo una vez.
Jamie: Eso es lo que pienso yo de la gente. Mucho esfuerzo para pocos frutos.
Dani: ¿Piensas eso de todas las personas?
Jamie: Sí, incluso lo pienso de ti.
Dani: ¿Hasta de mi?
Jamie: Pero lo pienso especialmente de mi. Así que he pensado en ahorrarte el esfuerzo.

Jamie le cuenta la historia de su vida, que sinceramente ha sido bastante dura. Sus padres se casaron muy jóvenes y su padre pasaba la vida trabajando en las minas. Su madre dedicaba la vida a cuidarlos pero era muy joven y no estaba preparada para cuidarlos así que se empezó a enredar con otro hombre y se quedó embarazada. Así que su hermano menor era de otro y como su padre no la dejó toda la familia quedó estigmatizada. Tanto que su madre terminó pirándose y abandonándolos a todos. Así que todos terminaron en servicios sociales.

La jardinera pasó su infancia de casa de acogida en casa de acogida y cuando cumplió 18, como todos los niños terminó en las calles de Londres donde se metió en toda clase de líos. Tantos que terminó en la cárcel un par de años. Ahí aprendió el oficio de la jardinería.

Jamie: Está claro para mí que la gente no vale la pena. Pero a las plantas, si les das cariño y pones esfuerzo y las nutres, y esperas. Las ves crecer y todo tiene sentido. Así que sí. Toda la gente es agotadora, inclusive las mejores. Pero a veces, de vez en cuando, aparece alguien que, como esta flor de luna merece el esfuerzo. Mira, sé que tienes problemas, lo veo. Y sé que cargas con esta culpa encima. Pero también sé que tú no decides quién vive y quién no. Lo siento Dani, pero no. Los humanos somos orgánicos. Es un hecho. Nos vamos a morir todos. Es natural y precioso.

Todo se marchita y vuelve a nacer y se vuelve a marchitar. Todo ser vivo crece de otro ser que se muere. Una vida ocupará nuestro lugar, y esa vida se refrescará, se reciclará y así sucesivamente. Y eso es mucho mejor que una vida destruida comprimida bajo tierra en una roca que arde con la edad. Es mucho mejor ver el follaje y la flor. Dejamos vida para ocupar nuestro lugar. Como esta Flor de Luna. Su belleza radica en su mortalidad.

Dani y Jamie besándose en el jardín

Obviamente después de ese discurso Dani ya no pudo resistirse más y se lanzó a besarse a Jamie. Así que la oscuridad de la noche y el jardín entre la niebla dejaron de dar miedito para pasar a ser románticos. ¡Solo estas dos podrían haber hecho que yo me olvidara de los fantasmas que nos rodean por un minuto!

Jamie y Dani en la cama

Las dos terminan durmiendo en la camita de Dani y todo era felicidad hasta que la mañana siguiente, cuando abre los ojos, Dani se topa con Flora caminando dormida. Como no es la primera vez que le pasa Dani está muy preocupada, porque además llama a su tío constantemente y él pasa de todo un kilo.

Jamie habla con ella y le dice que cree que Flora tendría que ir al psicólogo porque se ve que está afectada por todo lo que le ha pasado. Y ya de paso le cuenta que ella no creía en ellos, pero que como parte de su rehabilitación tuvo que ir a una y al final le ayudó muchísimo.

Las dos se despiden con otro beso y Jamie se va para su casa para que Dani pueda centrarse en Flora. ¿Lo que no esperábamos? Pues que justo cuando se va Jamie, Dani regresa a ver a Flora y se la topa hablando con ¡Rebecca! Puede ver su fantasma. Obviamente se asusta muchísimo, agarra por la mano a Flora e intenta encontrar a Miles para sacarlos a los dos de la casa, pero lo que descubre es a Peter. ¡Menudos sustos!

El octavo episodio de la serie es el único en el que nuestras dos protagonistas no salen y es así porque está destinado a contarnos la historia de La dama del lago. Ahí descubrimos que ese fantasma asesino que se dedica a ahorcar a todo quisqui se llama Viola. Una joven heredera que fue asesinada por su propia hermana y por cabreo decidió quedarse para acompañar a su familia en lugar de irse al otro lado, pero su familia terminó marchándose y ella se quedó ahí y el tiempo hizo que al olvidarse su recuerdo se olvidara de ella misma y perdiera su rostro. Solo queda su eterna búsqueda por su hija y sus deseos de venganza.

Pero volviendo al presente. Rebecca que en el fondo es buena, ayuda a Flora haciéndole fingir que está poseída para que Peter, que ya ha poseído a Miles se crea que el plan va bien. Pero cuando él se va, le pide a Flora que desate a Dani y las dos intentan huir. Pero como esta es una serie de terror, ese es el justo momento en el que aparece la dama del lago y agarra a Dani del cuello. Le va a dar matarile, pero Flora le ruega que le perdone la vida y como se parece a su hija, el fantasma le hace caso, pero a cambio se la lleva a ella.

La dama está a punto de ahogar a Flora cuando Dani, que a estas alturas ha entendido que para que un fantasma te posea necesitas invitarle a entrar en ti, se sacrifica y dice las palabras para que la Dama entre en ella. Así que la dama se gira y libera a Flora pero a cambio entra en Dani. Todo esto mientras que Jamie, que volvió porque tuvo un presentimiento, lo ve todo.

Todo parece ir mejor, la casa pierde su mística. El tío de los niños por fin decide abrir su corazón y hacerse cargo de ellos. Todo parece ir bien, pero Dani está como deprimida y Jamie lo nota inmediatamente.

Dani le explica a Jamie la maldición

Dani: La siento, dentro. Todo está callado pero está aquí adentro. Y esta parte de ella que está aquí no está en paz. Está tranquila pero, no está en paz. Siente esta ira. Y yo siento como si estuviera caminando por una jungla muy espesa. Lo único que veo es el camino que tengo enfrente, pero sé que hay algo escondido. Una bestia enfadada, vacía y solitaria. Me mira, se mueve a la vez que yo… No la veo, pero la siento. Sé que está ahí… esperando… está esperando y en algún momento volverá para llevarme.

Es un momento difícil, porque lo que está explicando Dani no es fácil de entender, pero Jamie no solo le cree, sino que lo sufre con ella. Cuando Dani termina de hablar las dos están llorando.

Jamie y Dani La maldición de Bly Manor

Jamie le promete a Dani acompañarla hasta el final

Jamie: ¿Quieres compañía? Mientras esperas a tu bestia en la jungla… ¿Quieres compañía?

Jamie le besa la mano a su chica y Dani acepta la propuesta. Lo que sea que le quede en este mundo lo pasarán juntas.

Cuando pasa el momento, las vemos despedirse de Flora, Miles y su tío que han decidido mudarse a USA para olvidarse de todas su penas y fantasmas. Nuestras chicas por otro lado, se van a dedicar a viajar por el mundo mientras puedan.

Dani mirando a Jamie con amor

Dani mirando a Jamie con cara de «eres el amor de mi vida»

La siguiente vez que las vemos están cenando juntas y planificando a donde irán después. Jamie vota por ver la nieve en navidades pero Dani no quiere hacer planes tan adelante en el tiempo.

Dani: Es solo… no creo que debiéramos planificar algo para esta navidad. Falta mucho tiempo.
Jamie: Vamos día a día.
Dani: Sí, lo siento… yo solo… quiero ser…
Jamie: ¿Realista? Está bien. A mi el plan de vivir día a día me parece bien. Siempre y cuando viva esos días contigo Poppins. El presente es todo lo que tenemos. En realidad es lo que tiene todo el mundo si lo piensas.

Y así siguieron viviendo, pero los días pasaron y Dani seguía allí. De repente, había pasado un año y la dama no había regresado. Más bien las dos estaban felices, con su propio negocio (una florería por supuesto) y juntas.

Dani y Jamie en la florería

Jamie le entrega a Dani una Flor de Luna

Dani: ¿Es una flor de luna?
Jamie: Sí.
Dani: Son muy raras. ¿Sabías?
Jamie: Tengo un problema, o más bien dicho, tenemos un problema Poppins.
Dani: ¡Ay no!
Jamie: Todavía no me canso de ti. Ni un poquito. Resulta que más bien estoy muy enamorada de ti.

Y como nos cuenta la narradora, un año se convirtió en dos y los días parecían ser eternos y llenos de felicidad. Cinco años después seguían viviendo día a día y por fin en el corazón de Dani parecía haber paz y tranquilidad. Pero un día cualquiera, Dani volvió a ver a la dama del lago en un espejo.

La siguiente vez que la vemos, Dani entra por la puerta de su apartamento con una planta en la mano. Por lo visto se la encontró en la calle y quería salvarla, así que la llevó a la experta. Jamie de inmediato pone manos a la obra y la saca de la maceta para ver como están las raíces. Pero lo que se encuentra es un anillo.

Dani y Jamie se comprometen

¡Awwww!

Dani: La cosa es esta. Eres mi mejor amiga y me encanta mi vida. No sé cuanto tiempo nos queda juntas. Pero sea el tiempo que sea me gustaría pasarlo contigo. Sé que técnicamente no podemos casarnos, pero también sé que me da igual. Llevaremos los anillos puestos y nosotras lo sabremos. Con eso me basta a mí, si a ti te basta también.

Dani y Jamie propuesta de matrimonio

Dani y Jamie sellando el trato con un beso

Es un momento precioso. A mí a estas alturas ya se me salían las lágrimas. ¡Todo es lindo entre estas dos! Son la pareja perfecta.

Más adelante las vemos visitando a Owen en su nuevo restaurante y platicando de como los niños no recuerdan nada sobre lo que pasó ni sobre ellas. Ahora todos son felices. Todo parece normal, pero Jamie a estas alturas conoce muchísimo a Dani y sabe que algo no anda bien, por eso cuando llegan a casa le pregunta si no van a hablar del tema. Dani intenta evadir el tema pero justo en ese instante la ve en el reflejo del agua y termina confesándose con Jamie.

Dani y Jamie lavando los trastes

Hasta las parejas más perfectas tienen sus problemas

Está viendo a la dama, cada vez más seguido. Dani está muy asustada porque piensa que por fin ha llegado el momento, pero Jamie se resiste a pensar lo peor. Le dice que estarán atentas, pero que todavía pueden tener muchísimos años juntas. Además promete lavar los trastes de ahora en adelante para que Dani no tenga que enfrentarse nunca más al reflejo.

Los días siguen pasando y las chicas incluso se casan por lo civil. Pero Dani sigue perdiéndose a sí misma. Un día Jamie llega a casa y la encuentra mirando el reflejo del agua en la tina totalmente perdida.

Dani y Jamie lavando los trastes

Dani: Estoy muy cansada Jamie.
Jamie: Lo sé.
Dani: Es como si cada día me desvaneciera más y más, pero sigo aquí y no lo entiendo.
Jamie: Sigues aquí.
Dani: Te veo delante de mi y siento como me tocas. Y cada día vivimos nuestras vidas y soy consiente de eso pero no lo siento del todo. Ya ni si quiera le tengo miedo. Solo la miro y cada vez me cuesta más y más verme a mi. Quizá debería aceptarlo, quizá solo debería aceptarlo e irme.
Jamie: No. Todavía no. Si no puedes sentir nada yo lo sentiré por las dos. Pero ninguna se va a ningún lado. ¿Vale? Todavía estás aquí.

Los días siguen pasando, pero una noche Dani sueña que la Dama del lago la está ahogando y cuando se despierta es ella quien tiene la mano alrededor del cuello de Jamie. En ese momento se da cuenta de que la Dama está consiguiendo poseerla cada vez más y que está poniendo en peligro a Jamie. Así que decide que este es el momento, porque es incapaz de poner en peligro lo que más ama en este mundo.

Jamie y Dani

Cuando despierta, Jamie se encuentra una nota y entiende inmediatamente lo que ha pasado. Así que va a lago de Bly Manor por última vez y se mete hasta ver a Dani, dormida en el fondo para siempre. Jamie sabe cuales son las palabras para invitar al espíritu dentro de ti y las grita con todas sus fuerzas para que Dani la posea y se la lleve con ella. Pero la Dama del Lago ahora es Dani y el poder que mueve a Dani es el amor, no el odio. Así que Dani no se la lleva, de hecho, a partir de ese momento, la dama no vuelve a matar a nadie más.

Durante el resto de sus días, la jardinera miró los reflejos del agua esperando ver su cara. Su propia Dama del Lago. Dejaba la puerta abierta cada noche, apenas un poquito, para ver si volvía. Esperando a que volviera su amada. Pasaron los años y durmiendo bajo el agua la Au Pair comenzó a olvidar. Igual que Viola antes que ella, igual que los niños olvidó el pasado. Olvidó por completo a la jardinera y su vida juntas. Los detalles, todos los momentos, todo se desvaneció. Cuando más tiempo pase, el agua borrará sus delicados rasgos de s cara hermosa y perfecta. Pero no estará vacía ni atraerá a otros a su destino. Solo caminará por Bly por el resto de sus días. Dejando el único rastro de quien fue en la memoria de la mujer que más la quiso.

La narradora y la novia hablando

Cuando la narradora termina la historia, todos los invitados se van y solo quedan la novia y ella.

Novia: Me ha gustado mucho tu historia.
Narradora: ¿Sí? Me alegra mucho.
Novia: Pero no las has introducido de manera correcta.
Narradora: ¿Sí?
Novia: Sí, has dicho que era una historia de fantasmas, pero no lo es.
Narradora: ¿No?
Novia: No. Es una historia de amor.
Narradora: Es lo mismo en realidad. Bueno, si algún día la cuentas, cambia eso por mi.

Las dos siguen platicando porque la historia afectó de manera especial a la novia. Le dice a la narradora que ama muchísimo a su prometido y él la ama de la misma manera. Que los dos tienen suerte de haberse encontrado. Pero a veces, cuando están a solas y tienen un momento de paz le entra el pánico, porque está feliz y siente que algún día se puede acabar. Algún día se puede quedar sin él y ¿Qué va a hacer entonces? ¿Cómo podría vivir sin su chico?

Narradora: Yo también lloro todo el tiempo, sin ningún motivo. No deberías pensar en que puedes perderlo. No dejes que eso afecte tu felicidad. Disfruta de ese silencio con él. Lo que tienen es excepcional. Pero, cuando llegue el momento, dentro de muchísimos años, será difícil y no mejorará. Pero eventualmente, después de un tiempo, encontrarás pequeños momentos, partes de sus vidas, que te recordarán a él. Será una tontería, o serán tristes y te pasarás horas llorando. Pero serán pedacitos de él y te aferrarás a ellos. Será como si él estuviera aquí, contigo, aunque se haya ido.

Las dos se despiden, porque la novia tiene que irse a dormir, pero antes de marcharse le dice a la narradora que por un minuto pensó que le estaba gastando una broma, porque su segundo nombre es Flora. Pero fue todo una casualidad.

Jamie es la narradora

Al otro día, vemos la boda desde la perspectiva de la narradora, que mientras se toma una copa observa a todos los presentes los observa no solo como son ahora, sino como eran cuando eran pequeños. La narradora es Jamie, que lo mira todo de manera agridulce. Feliz, porque ve que el sacrificio de Dani ha provocado la felicidad de todos los demás, pero triste porque la extraña.

Luego la vemos marcharse a casa, al departamento que ella y Dani compartían y mirar el reflejo del agua en la bañera esperando ver a su Dama del Lago pero el agua siempre le devuelve su reflejo. Luego la vemos sentarse frente a la puerta del departamento, después de haber dejado una rendija abierta. Muchos años después, aún esperando hasta quedarse dormida.

Dani y Jamie adultas

La maldición de Bly Manor se despide de nosotras con una toma en la que vemos a Jamie dormida de cara a la puerta con la mano de Dani sobre su hombro cuidándola.

Mis reflexiones sobre el final de La Maldición de Bly Manor

Tengo que admitir que amé con todo mi corazón la historia de Dani y Jamie en Bly Manor. Creo que es un ejemplo de buena representación lésbica en televisión. Durante toda la historia, fueron la pareja con los valores correctos. No eran perfectas, pero sabían como solucionar sus problemas, se comunicaban correctamente, se escuchaban y le daban importancia a lo que la otra pensaba. Pero sobre todo, su relación no estaba basada en la posesión de la otra persona. Como podemos ver cuando Jamie intenta que Dani se la lleve.

Toda esa parte de la historia nos hace un contrapeso con la de Rebecca y Peter. En su relación, él la ahoga para que los dos estén juntos. Pero a ella no le cuenta esa parte del plan y cuando lo hace ni si quiera es capaz de acompañarla mientras lo sufre. Dani en cambio prefiere estar sola como la Dama del Lago y permitirle vivir y ser feliz sin ella. Lo siente así porque la ama de verdad.

Pero además, su amor cambia la historia de la maldición. Al menos desde mi punto de vista. Jamie piensa que como todos los demás fantasmas, Dani terminará perdiendo sus recuerdos y su cara. Pero como hemos comentado antes, a Dani la mueve el amor, no el odio o las ganas de vengarse. Por eso en lugar de desvanecerse sigue con Jamie, acompañándola hasta que llegue la hora de estar juntas y no ha perdido su memoria. Además, su recuerdo vive por siempre porque Jamie sigue esperando por ella. Es una historia preciosa.

Es una historia en la que el amor gana. Porque el suyo valió la pena. Sigue valiendo la pena ahora mismo, aunque no haya durado mil años. Los años que duró fue positiva y estable. Les hizo mejores personas y fueron felices. Fue como una Flor de Luna, valió la pena el esfuerzo, incluso ahora que sabemos que tenía un «final».

Lo que las actrices piensan sobre Dani y Jamie

Obviamente, nadie mejor que Victoria Pedretti y Amelia Eve para hablarnos sobre Dani y Jamie. Después de todo, son ellas quien le han dado vida a los personajes y nos han enamorado con su idea de la relación. Así que les hemos recopilado algunas de las cosas más interesantes que han dicho las dos sobre sus personajes.

Sobre su relación y su historia de amor

Victoria Pedretti: Creo que ahora mismo hay una discusión cultural acerca de las relaciones tóxicas. ¿Qué es una relación sana? ¿Qué tipo de relación me hace bien? ¿Cómo puedo romper los patrones en los que fui criada para poder encontrarme a mí misma? ¿Cuál es el ambiente que me puede ayudar a conseguir eso? Creo que Jamie y Dani, a diferencia de Peter y Rebecca, no tienen esta idea idealizada de la otra persona, no creen que la otra es perfecta. Día a día se van conociendo, aprendiendo de la otra, construyendo la confianza mutua. Creo que no vemos demasiados ejemplos de eso, creo que su relación es especial. Me encantan Dani y Jamie y me encantaría que la gente las quisiera también y respondiera a eso.

Amelia Eve: Creo que las dos significan tanto para la otra… creo que como individuos a las dos les faltaba algo… creo que ambas consiguieron completarse dentro de sí mismas gracias a que estuvieron juntas. Creo que se complementaban tan bien… Y lo bonito de esta historia es que el hecho de que fueran dos mujeres no importaba para nada. Eran solo dos seres humanos que conectaron en esa manera. La manera en que esos dos individuos, el ying y el yang, se convirtieron en algo completo. Eso es lo que es tan poderoso de su relación.

Sobre representar a una pareja LGBTQ

Victoria Pedretti: Disfruté mucho de explorar su relación. Y encarnar el valor que tienes que tener para vivir de manera auténtica. Especialmente en ese periodo de tiempo. El valor de encontrar lo que te hace sentir bien en esta vida y no privarte a ti misma de eso por nada en el mundo. Aún con todo el bagaje que lleva consigo cuando llega a esa mansión.

Amelia Eve: ¿Sabes qué es lo extraño? Cuando Mike me dijo que Dani y Jamie iban a ser una pareja, sé que sonará muy tonto, pero ni si quiera pensé en ellas en términos de una pareja lésbica. Simplemente pensé que eran una pareja. Dos personas que se complementaban. Así es como intenté interpretarlo, eso es lo que se sentía natural y lo que sentía que era correcto, solo una relación entre dos personas que están enamoradas. Y ver la respuesta que ha tenido me ha hecho abrir los ojos más. Lo que hicimos de mantera natural, sin pensar demasiado en ello, significa muchísimo más de lo que yo pensé en un primer momento.

Sobre el final de la historia

Amelia Eve: Creo que Dani está siempre con Jamie, desde que la encontró en el lago no la ha dejado. Pero no creo que Jamie lo sepa. Creo que Dani tuvo la energía de absorber toda esta fuerza negativa, para que no pueda afectar a nadie más, fue tan altruista en ese sentido… Y Jamie también es así de altruista, creo que si hubiera podido, se hubiera sacrificado por Dani, pero Dani no se lo hubiera permitido. Por eso creo que Dani no le deja saber que está ahí, pero está con ella todo el tiempo.

Victoria Pedretti: Creo que Dani ha estado con Jamie todo el tiempo.

Algunos vídeos sobre Dani y Jamie que deberías ver

Dani y Jamie y la teoría de a Thousand Years.

En lesbicanarias tenemos la teoría de que toda pareja lésbica que se precie tiene en vídeo con la canción de A Thousand Years. Y Dani y Jamie no son la excepción. Aquí tienes más información sobre nuestra teoría y debajo la prueba de que nuestras chicas la cumplen.

Otras curiosidades sobre Dani y Jamie

Como nunca es suficiente, aquí te traemos un par de detallitos más que sabemos sobre Dani y Jamie y que creemos que te pueden gustar.

  1. Amelie Eve se inventó la historia del monólogo de Jamie: La actriz sabía que le tocaba hacer un monólogo sobre su pasado, pero que todavía no estaba escrito y como ella ya se había inventado un pasado para Jamie, decidió enviarle toda esa información al director y ¡él adaptó lo que ella había investigado y creó el monólogo!

  2. Hay una escena alternativa al momento en el que se va Dani: Amelia le contó a la revista Elle, que ella y Victoria Pedretti grabaron una versión alternativa en la que Jamie se despierta cuando Dani está por marcharse y consigue que regrese:

Amelie Eve: Grabamos la escena en la que Jamie se despierta y ve a Dani marcharse y la convence de quedarse. Grabamos esa escena y pusimos todo nuestro corazón en ella, las dos estábamos hechas un mar de lágrimas. Victoria y yo nos abrazamos en esa escena y cuando gritaron «corte», seguimos abrazándonos un rato. Creo que se nos quedó ese hermoso sentimiento de catarsis a las dos. Se quedó realmente conmigo.

¡Esperamos haberte puesto al día con todo lo que necesitas saber sobre Dani y Jamie! Cualquier cosa nueva que descubramos la iremos añadiendo en esta ficha para la posteridad.