Seleccionar página

Faking it resumen de episodio 1×02 Amy y Karma

Faking it resumen de episodio 1×02 Amy y Karma

Bienvenidas al único instituto del planeta en el que los marginados son los reyes del lugar y en el que las animadoras y deportistas cachas no son nada. Y solo en un sitio como este, dos lesbianas se pueden alzar (a razón de malentendidos) con el poder. No me pueden decir que el primer capítulo no estuvo movido. Se crea el bulo de que Amy y Karma dos amigas de toda la vida son lesbianas, fingen aprovechándose de la situación para volverse populares y además de asistir a un beso, vemos como una de ellas empieza a tener dudas. Ha pasado más en un primer episodio de Faking It que en temporadas enteras de otras series. Pero mejor sigamos con la historia que sé que sufrís mucho con Amy.

Amy y Karma Faking It

Adoro cuando las personas sueñan en las series. Y a pesar de que la primera escena es el sueño de Karma en el que se está liando con Liam y tenemos que aguantar con dignidad los besos entre ambos, solo queda esperar a que suene el despertador y gracias al cielo despierta, pero no, es aún mejor, porque de repente estamos en la cabeza de Amy, y solo tenemos que mirar la foto de arriba para meternos en sus sueños y su cabecita. Eso es soñar a lo grande… pero también suena su maldito despertador y hace lo que todas haríamos, cogerlo y tirarlo al suelo porque la despierta en el mejor momento.

Para Amy empiezan los problemas y es que su hermanastra repelente quiere su cuarto porque es más grande. Es el precio para que no le diga en casa todo el enredo lésbico que tiene montado en el instituto. Porque claro, si lo primero que vemos de la familia al completo es dando gracias antes de comer ya sabes que no va ser fácil cualquier conversación que tenga la palabra bollo. Además que preguntan a Lauren que tal va lo de la elección de las reinas y ella le responde que perdió ante dos lesbianas. La familia empieza a echar espuma por la boca y a criticar y es que sí, tenemos aquí a los cerraditos de mente. Lo que le espera a nuestra rubia con sus familiares.

Faking it

Luego Amy lleva su crisis hasta la casa de Karma, a la que le dice que tienen que romper antes de que se entere su familia, a pesar de que lo hicieran oficial ayer mismo. Además, añade que ya son leyenda por ser la primera pareja lésbica del instituto y ya han hecho historia, pero al final, Karma como siempre, termina convenciéndola para que sigan adelante. Que débil es nuestra rubia…

Amy: ¿No te sientes rara con esto, fingiendo que somos novias?
Karma: Dios, soy tan mala besando?
Amy: Fue como besar a mi hermana. Tu no es que lo disfrutaras…
Karma: Creo que estuviste genial
Amy: ¿Sí?

Faking iT

Esta es la cara que le deja la frase de su amiga, quien aún no piense que se le caen la bragas cada vez que su amiga le dice algo que levante la mano, lo que pensaba, no hay manos en alto. Todo es interrumpido por los padres de la pelirroja, que entran en el cuarto de su hija y al contrario de la otra familia la madre se le abalanza a Amy para decirle que está muy contenta que estén juntas ya que es como una hija para ella. Me encanta porque la señora le pregunta qué tal se ha tomado su madre la noticia porque ya sabe que es un poco “subdesarrollada”, es genial este personaje. Amy que no sabe dónde meterse por la incomodidad del momento le comenta que aún no le ha dicho nada. La madre de la pelirroja le responde que si por un casual la echa de casa sabe que tiene su techo donde para quedarse. Y la salida de la habitación es sublime porque añade: “vosotras disfrutad amándoos, pioneras”. Y Obvio que ya se apuntaron en la asociación de padres y madres de gays y lesbianas. Que más se puede pedir, son geniales.

Por desgracia, una vez en el instituto Karma va a ver a Liam, ya sabemos que tiene un enamoramiento importante. El chico le dice que cree que no deben seguir liándose a escondidas, ya que no quiere ser el responsable de que se rompa la pareja más bonita del instituto, pero la pelirroja le responde que está en una relación abierta. Eso basta para que sigan enrollándose sin importar nada más. A mí me da un poco de rabia la situación, porque Karma es la que se está beneficiando de todo, ella es la que quiere ser popular y encima todo le ha servido para poderse liar con Liam, pero nuestra pobre Amy no está sacando beneficios, porque aparte de estar siendo chantajeada por su hermanastra, toda esta situación le está creando muchas dudas sobre si misma.

Amy y Karma

Y claro, no ayuda cuando Karma entra en el cuarto de Amy para contarle muy emocionada lo de su aventura con Liam, mientras la otra, sostiene una foto de ambas… ¡dignidad!. La otra además añade que si juega bien sus cartas podría llegar a tener sexo con el chico, Amy le dice que pensaba que la primera vez de su amiga tendría que ser especial, pero la otra ya considera especial el montárselo con el más guapo del instituto. Karma se da cuenta que su amiga está un poco molesta y como siempre, juega a su favor, porque apaga las luces, y ambas tumbadas en la cama ven todas las estrellas que tiene en su cuarto y recuerdan que la pusieron cuando a nuestra rubia le daba miedo a la oscuridad… Bueno, al menos nos deja una escena bonita en la cama con nuestra pareja ficticia.

El capítulo de hoy está lleno de desgracias para Amy, porque al fin llega el día del baile y su madre quiere que lleve a casa a su pareja para conocerla, ya que jamás vio a su hija al lado de un chico y señora, creo que jamás la verá. Total, que el afortunado es Shane porque le pide el favor, así que oculta su vena gay y se presenta en casa de la rubia haciéndose pasar por la pareja más simpática del mundo. Su madre casi tiene un orgasmo con las bromas y cumplidos del chico. Pero el problema para Amy no ha terminado y es que en ese momento se entera de que su madre va a cubrir la noticia de la fiesta con la pareja lésbica, sin saber que una es su propia hija, si, esa misma que minutos después de enterarse intenta pincharle las ruedas de la furgoneta para que jamás llegue, cosa que no consigue y su madre se dirige derechita al infierno, digo, al baile.

Amy y Karma Faking It

Para más desgracia, porque si, hay más, Karma la llama por teléfono para decirle que ya está en el baile y que en cinco minutos perderá la virginidad en el coche de Liam. A nuestra rubia le cambia la cara y su amiga se da cuenta a través del teléfono, rápidamente Amy intenta arreglarlo diciéndole que piensa que algo tan importante no tendría que hacerlo en un coche, porque es muy obvio, abajo el glamour de algo bonito. Pero su amiga no la escucha o eso creemos, porque cuando está ya en el coche dándose el lote con el guaperas, el chico le dice que lleva toda la vida queriendo tener sexo con una lesbiana. Hago paréntesis para decir una cosa. ¿Qué nos pasa?, ¿Las lesbianas somos anatómicamente diferentes?, porque no me explico el comentario. El caso es que gracias a este comentario tonto, la chica se raya y se vuelve a la fiesta, dejando a Liam con todo el calentón encima. Zasssss por listo.

Amy y Karma Faking It

Poco después la madre de Amy llega al baile buscando a las reinas lésbicas y se encuentra a la mejor amiga de su hija con la corona puesta. La madre le dice a su hija que le da igual lo de su amiga pero que menos mal que no es ella. Amy se molesta y se pone la otra corona ante la mirada atónita de su madre, que comprender que ellas son las reinas. Casi le dan un soponcio del susto y ni es capaz de hacer la retransmisión en directo, se marcha murmurando algo de “lesbianas”. Mientras nuestras chicas se van a bailar en su noche.

Karma: Estoy muy orgullosa de ti.
Amy: ¿Por mi falsa salida del armario?
Karma: Por dar la cara. Tu madre siempre te suelta esos cumplidos con doble sentido. Hace que quiera pegarle en su máquina de hacer bebés.
Amy: Gracias. Y yo estoy orgullosa de que te hayas convertido en mujer.
Karma: No ha pasado. Tenías razón. Liam solo me ve como la lesbiana guay y quiero que mi primera vez sea especial, con alguien que me quiera.

Amy y Karma

Y efectivamente, esta es la cara de felicidad que se le queda a nuestra Amy. Es que más mona no puede ser… pero claro, el momento mágico termina cuando Karma le susurra: “Voy a hacer que se enamore de mi”.

Amy y Karma

Y si, no hay que buscar las siete diferencias en las dos últimas fotos porque es muy obvio. Pobre Amy, claramente ver como su amiga pierde todo por el chico, la deja muy tocada. Lo peor del mundo es enamorarte de tu amiga y más cuando aún no tienes conciencia del todo que eres lesbiana. No quiero sufrir y vosotras tampoco, recemos a las diosas lesbicanarias para que todo salga bien y Karma se dé cuenta del pedazo de rubiaca que tiene como amiga. A unas malas, que deje su teléfono nuestra Amy en esta página y seguro que no le faltan admiradoras. Hasta la próxima.

Sobre el Autor

Carolandia

Escribo desde el norte de España, la mitad de mi corazón está aquí pero su otra mitad, está en el sur. Soy una soñadora pero vivo despierta, una parte de mi mente vive aquí y la otra en lugares más lejanos y aunque mis ojos ven lo cercano, también, en ocasiones, ven más allá de las estrellas.

Subscríbete a lesbicanarias

Lo más lesbicanario

Échale ojo a estos vídeos

Cargando...

Uso de cookies

Lesbicanarias utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para tener más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies